26 de May de 2024

Black Sabbath

Black Sabbath es una de las bandas más influyentes en la historia del heavy metal. Fundada en Birmingham, Inglaterra, en 1968, la banda originalmente se llamaba Earth y estaba compuesta por el guitarrista Tony Iommi, el bajista Geezer Butler, el baterista Bill Ward y el vocalista Ozzy Osbourne.

En 1969, la banda cambió su nombre a Black Sabbath y lanzó su primer álbum homónimo. El álbum presentaba un sonido oscuro y pesado que se convertiría en una de las principales características del heavy metal. La banda tocó en vivo extensamente durante el primer año de su carrera, y rápidamente se ganaron una base de fans dedicada.

En 1970, Black Sabbath lanzó su segundo álbum, “Paranoid”, que se convirtió en un éxito comercial y crítico. El álbum presentaba canciones como “War Pigs” y “Iron Man”, que se convirtieron en himnos del heavy metal. La banda también comenzó a hacer giras internacionales, incluyendo una aparición en el Festival de la Isla de Wight en 1970.

A lo largo de los años 70, Black Sabbath continuó lanzando álbumes exitosos y haciendo giras extensas. La banda lanzó varios álbumes clásicos, incluyendo “Master of Reality” (1971), “Vol. 4” (1972) y “Sabbath Bloody Sabbath” (1973), que ampliaron su sonido y exploraron nuevas direcciones musicales.

Sin embargo, la década de 1970 también estuvo marcada por conflictos internos y adicciones a las drogas. En 1978, Ozzy Osbourne fue despedido de la banda debido a su comportamiento errático y su adicción a las drogas. Fue reemplazado por el vocalista Ronnie James Dio, quien trajo un nuevo estilo vocal a la banda y grabó los álbumes “Heaven and Hell” (1980) y “Mob Rules” (1981).

En 1982, Dio dejó Black Sabbath para comenzar su propia banda, y fue reemplazado por una serie de vocalistas, incluyendo a Ian Gillan de Deep Purple y Glenn Hughes de Trapeze. Sin embargo, la popularidad de la banda comenzó a disminuir en la década de 1980, y su último álbum con Ozzy Osbourne, “Never Say Die!” (1978), fue un éxito comercial decepcionante.

A pesar de los altibajos de su carrera, Black Sabbath ha dejado un legado duradero en la música. Han sido una influencia clave en la escena del metal y han inspirado a innumerables bandas de todo el mundo. En 1999, la banda se reunió con su formación original para una gira de despedida, que se convirtió en una de las más exitosas de su carrera.

En 2013, Black Sabbath lanzó su último álbum de estudio, “13”, que fue producido por Rick Rubin y presentaba a la formación original de la banda. El álbum fue bien recibido por la crítica y se convirtió en el primer álbum de la banda en alcanzar el número uno en las listas de ventas de Estados Unidos.

En 2017, Black Sabbath realizó su último concierto en Birmingham, la ciudad donde se formó la banda este concierto marcó el final de la carrera en vivo de Black Sabbath y fue una celebración de su legado. La banda fue incluida en el Salón de la Fama del Rock and Roll en 2006 y ha recibido numerosos premios y reconocimientos por su contribución a la música.

A lo largo de su carrera, Black Sabbath ha sido conocido por su sonido pesado y oscuro, su estilo distintivo de guitarra y la voz única de Ozzy Osbourne. La banda ha influido en muchas bandas de metal y ha sido un elemento clave en el desarrollo del género.

Sin embargo, Black Sabbath también ha sido criticado por su enfoque en temas oscuros y satánicos, lo que ha llevado a controversias y críticas en el pasado. La banda ha argumentado que su música simplemente refleja las realidades del mundo que los rodea y que no tienen intenciones satánicas.

A pesar de las controversias, Black Sabbath ha dejado un legado duradero en la música y ha sido una influencia importante en la cultura popular. Su música ha sido utilizada en películas, programas de televisión y videojuegos, y su estilo distintivo de metal sigue siendo una fuerza importante en la música hoy en día.

Discografía

Black Sabbath (1970): El primer álbum homónimo de la banda, que estableció su sonido oscuro y pesado. Presenta canciones como “Black Sabbath” y “N.I.B.”.

Paranoid (1970): El segundo álbum de Black Sabbath, que incluye clásicos como “War Pigs”, “Iron Man” y la canción que le da nombre al álbum, “Paranoid”. Es considerado uno de los álbumes más influyentes en la historia del metal.

Master of Reality (1971): Un álbum más lento y pesado que sus predecesores, con canciones como “Sweet Leaf” y “Children of the Grave”. El álbum también incluye la pista instrumental “Orchid”.

Vol. 4 (1972): Un álbum más experimental que presenta canciones como “Supernaut” y “Snowblind”. También incluye la popular balada “Changes”.

Sabbath Bloody Sabbath (1973): Un álbum más elaborado que exploró nuevas direcciones musicales, incluyendo elementos de progresivo y psicodélico. Presenta canciones como “Sabbath Bloody Sabbath” y “Killing Yourself to Live”.

Sabotage (1975): Un álbum más oscuro y pesado, con canciones como “Symptom of the Universe” y “Hole in the Sky”. También incluye la canción instrumental “Supertzar”.

Technical Ecstasy (1976): Un álbum más experimental que incorpora elementos de rock progresivo y disco. Presenta canciones como “Back Street Kids” y “It’s Alright”.

Never Say Die! (1978): El último álbum de la banda con Ozzy Osbourne como vocalista principal. Presenta canciones como “Never Say Die” y “Junior’s Eyes”.

Heaven and Hell (1980): El primer álbum de la banda con Ronnie James Dio como vocalista, que trajo un nuevo estilo vocal y una dirección musical más enfocada. Presenta canciones como “Heaven and Hell” y “Die Young”.

Mob Rules (1981): El segundo álbum de la banda con Dio, que continúa en la misma dirección musical. Presenta canciones como “The Mob Rules” y “Turn Up the Night”.

Born Again (1983): El único álbum de la banda con Ian Gillan como vocalista, que presenta un sonido más crudo y directo. Presenta canciones como “Trashed” y “Disturbing the Priest”.

Seventh Star (1986): Un álbum más experimental que presenta al guitarrista Tony Iommi como el único miembro original de la banda. Presenta canciones como “In for the Kill” y “No Stranger to Love”.

The Eternal Idol (1987): El primer álbum de la banda con el vocalista Tony Martin, que presenta un sonido más comercial. Presenta canciones como “The Shining” y “Glory Ride”.

Headless Cross (1989): Un álbum más oscuro y pesado que presenta canciones como “Headless Cross” y “When Death Calls”.

Tyr (1990): Un álbum más experimental que presenta elementos de rock progresivo y folclórico. Presenta canciones como “Anno Mundi” y “Valhalla”.

Dehumanizer (1992): El segundo álbum de la banda con Dio, que retoma su sonido clásico. Presenta canciones como “Computer God” y “I”.

Cross Purposes (1994): Un álbum más oscuro y pesado que presenta al bajista Geezer Butler de vuelta en la banda. Presenta canciones como “I Witness” y “Cross of Thorns”.

Forbidden (1995): El último álbum de Black Sabbath antes de su separación temporal, que presenta un sonido más comercial. Presenta canciones como “Illusion of Power” y “Shaking Off the Chains”.

A lo largo de su carrera, Black Sabbath ha influenciado a innumerables bandas de metal y rock, y ha dejado una marca indeleble en la historia de la música. Su música oscura y pesada, así como su enfoque en temas como el ocultismo y la muerte, han sido una inspiración para generaciones de músicos y fans del metal.

INTEGRANTES DE BLACK SABBATH

Black Sabbath ha tenido varios cambios en su formación a lo largo de su carrera, pero estos son los integrantes más destacados:

Ozzy Osbourne – vocalista (1968-1979, 1997-2006): Es uno de los miembros fundadores de Black Sabbath y es conocido por su voz distintiva y su presencia en el escenario. Después de su salida de la banda en 1979, comenzó una exitosa carrera en solitario.

Tony Iommi – guitarrista (1968-2017): También es miembro fundador de Black Sabbath y es considerado uno de los guitarristas más influyentes del metal. Iommi es conocido por sus riffs pesados y oscuros, y por su uso del tritono, también conocido como el “acorde del diablo”.

Geezer Butler – bajista (1968-1979, 1980-1984, 1990-1994, 1997-2006): Es otro miembro fundador de la banda y es conocido por su habilidad para crear líneas de bajo complejas y melodías oscuras. También ha sido el principal letrista de Black Sabbath, y sus letras han abordado temas como la guerra, la religión y la muerte.

Bill Ward – baterista (1968-1980, 1982-1983, 1985, 1994, 1997-2012): Es conocido por su estilo de batería pesado y potente, y ha sido un elemento clave en el sonido distintivo de Black Sabbath. Ward ha tenido algunos problemas de salud que lo han llevado a dejar la banda en varias ocasiones.

Además de estos miembros destacados, Black Sabbath también ha contado con otros músicos importantes en su carrera:

Ronnie James Dio – vocalista (1979-1982, 1992-1993): Dio se unió a Black Sabbath después de que Ozzy Osbourne dejara la banda y trajo un enfoque más melódico y operístico al sonido de la banda. También se desempeñó como letrista de la banda.

Vinny Appice – baterista (1980-1982, 1992-1994): Es conocido por su habilidad para crear ritmos complejos y precisos en la batería, y ha sido un elemento clave en el sonido de Black Sabbath en varias de sus épocas.

Ian Gillan – vocalista (1983): Gillan se unió a la banda por un breve período después de la salida de Dio, pero solo grabó un álbum con ellos.

Tony Martin – vocalista (1987-1991, 1993-1997): Es conocido por su voz poderosa y su capacidad para adaptarse a los diferentes estilos musicales que Black Sabbath ha explorado a lo largo de su carrera.

Cozy Powell – baterista (1988-1991): Powell es conocido por su técnica y velocidad en la batería, y ha tocado con varias bandas importantes del rock y el metal.

En resumen, los miembros de Black Sabbath han sido cruciales en la creación de uno de los sonidos más importantes y distintivos del metal, y su música y legado continuarán influyendo en generaciones futuras.

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios    Más información
Privacidad